Natillas Caseras con Nueces

  • Natillas Caseras
    Tradicional

  • Natillas Caseras
    con Galletas

  • Natillas Caseras
    con Merengue

  • Natillas Caseras
    con Nueces

  • Natillas Caseras
    con Frutas



  • "Natillas Caseras con Nueces"

    Natillas Caseras con Nueces


    A continuación os proponemos una estupenda receta para preparar unas deliciosas natillas caseras con nueces, unas natillas con un toque de sabor muy interesante gracias al empleo de nueces en su preparación.

    Ingredientes:

    - Leche entera, 500 ml
    - Huevos, 4 grandes
    - Azúcar, 125 gramos
    - Azúcar avainillada, 25 gramos
    - Nueces picadas, 150 gramos
    - Maicena, 25 gramos
    - Canela, una rama
    - Canela molida
    - Piel de un limón
    - Galletas María




    Preparación:

    La preparación de estas natillas caseras con nueces es similar a la preparación de unas natillas caseras de toda la vida, por lo que si tienes experiencia preparándolas no te va a suponer ninguna dificultad. De todas formas vamos a detallaros el proceso por si nunca las habéis preparado o tenéis dudas. Vamos con la receta.

    Lo primero que vamos a hacer será poner a hervir la leche junto con la piel del limón y una rama de canela. Cuidado al cortar la piel del limón, no le dejes partes blancas porque amarga y da mal sabor a la leche. Pon a calentar a fuego medio, para que podamos ir preparando el resto de la receta mientras alcanza la temperatura adecuada.

    Por otro lado vamos a batir en un bol yemas de los huevos, dejando las claras aparte por si las queremos emplear en alguna otra receta. A las yemas le añadimos la maicena, el azúcar, el azúcar avainillada y batimos lo mejor posible. Una vez la leche que teníamos calentando comience a hervir, agregamos esta última mezcla y batimos bien hasta que espese, pero sin llegar a hervir.


    Cuando veamos que ha espesado bien, retiramos el cazo del fuego, retiramos la piel del limón y la rama de canela, añadimos las nueces troceadas y removemos para que se repartan bien, y finalmente vamos a rellenar con ella los cuencos que hayamos elegido para las natillas. Espolvoreamos con canela molida por encima y metemos los cuencos en la nevera, y los dejamos varias horas que se enfríe y cuaje bien las natillas antes de comerlas.