Natillas Caseras con Frutas

  • Natillas Caseras
    Tradicional

  • Natillas Caseras
    con Galletas

  • Natillas Caseras
    con Merengue

  • Natillas Caseras
    con Nueces

  • Natillas Caseras
    con Frutas



  • "Natillas Caseras con Frutas"

    Receta de Natillas Caseras con Frutas


    Esta receta es una sorprendente variante de la receta tradicional de natillas, que estamos seguros que te encantará si la pruebas. Aquí tienes detallada paso a paso la preparación de unas ricas natillas caseras con frutas.

    Ingredientes:

    - Azúcar, 125 gramos
    - Azúcar avainillada, 25 gramos
    - Leche entera, 500 ml
    - Huevos, 4 grandes
    - Maicena, 25 gramos
    - Canela, una rama
    - Piel de un limón
    - Kiwi
    - Fresas




    Preparación:

    En esta ocasión os proponemos una rica y saludable variante de uno de los postres más tradicionales y conocidos de nuestra gastronomía. Vamos a hacer unas natillas caseras con frutas que resultan tan sorprendentes como ricas una vez que las pruebas. Aquí la vamos a preparar con trozos de kiwi y fresas, pero puedes probar con otras frutas que sea de tu agrado, seguramente consigas combinaciones de sabores riquísimos.

    Vamos a elaborar las natillas caseras de la forma habitual que solemos hacerlo. Primero vamos a quitarle la piel al limón, que habremos lavado antes. Intenta cortar sólo la parte amarilla, ya que la blanca puede darle un toque amargo a la leche cuando le añadas el limón. Echa la piel del mismo y una rama de canela a un cazo, añade la leche y pon a calentar a fuego medio.

    Mientras tanto separa las claras de las yemas de los huevos. Vamos a usar sólo las yemas, así que guarda las claras por si las puedes aprovechar en otro momento para hacer otra receta. Bate las yemas junto con los dos tipos de azúcar y la maicena, hasta que quede todo bien integrado y sin grumos.


    Una vez la leche del cazo vaya a comenzar a hervir, retira el limón y la canela en rama y vierte poco a poco la mezcla de yemas de huevos y demás ingredientes, sin dejar de batir a mano con una varilla tradicional. Hay que hacerlo durante un buen rato, hasta que espese, pero retirando el cazo del fuego antes que vaya a hervir.

    Cuando la tengamos espesada, vamos a rellenar los recipientes individuales para las natillas que tengamos listos, que hayamos elegido para las natillas. Las metemos en la nevera para que enfríen durante un par de horas, y pasado ese tiempo vamos a pelar el kiwi y a cortarlo en rodajitas, y hacemos lo mismo con las fresas, las limpiamos y quitamos el tallo y las cortamos en rodajas. Colocaremos sobre las natillas varias rodajas de fresas y kiwi, al gusto de cada uno, y volvemos a meter a enfriar otro par de horas antes de servirlas en frío.